La tecnología que viene

ferreira-dapia-mwc2019Artículo original de José Antonio Ferreira, publicado en Economía Digital el domingo 3 de marzo de 2019

Podría comenzar, por ejemplo, contando el hecho de que hoy ha sido la primera vez en mi vida que un robot me ha servido un café con leche. No hace mucho que en una feria también tecnológica un brazo robot me sirvió una caña, y por cierto, muy bien tirada.

En Barcelona cada año en el mes de febrero se celebra el Mobile World Congress, un evento que es un auténtico lujo que se celebre en España.

 

La verdad es que a este evento no se le ponen las cosas fáciles, sin entrar en más detalles sobre las vicisitudes, este año hemos tenido que soportar el hecho de hacer colas de más de una hora para coger un taxi debido a la prohibición en Cataluña del uso de vehículos VTC, algo que sin duda contrasta con el uso de las nuevas tecnologías que tanto se promulga en este evento.

Los ríos ingentes de personas desplazándose de un lado para otro dentro de la Fira, en un ambiente absolutamente multicultural donde lo que menos importa es el color de la piel, la etnia, la vestimenta o el idioma. Todos en pro de un ideal común: la tecnología.

Sin lugar a dudas, la protagonista absoluta de este año es la tan nombrada tecnología 5G. Esta tecnología celular nos proporcionará tres grandes diferencias sobre la actual tecnología 4G.

La protagonista absoluta del MWC19 es la tan nombrada tecnología 5G

La primera es que multiplica por más de diez la velocidad de transmisión de datos de forma simétrica, llegando a ofrecer más de un gigabit por segundo.

La segunda es que se podrá multiplicar por diez el número de usuarios por kilómetro cuadrado.

Y la última y quizá la más importante es la latencia -que no es otra cosa que el tiempo de desfase de la señal en llegar al otro interlocutor- y que también en este caso se divide por diez pasando de 50 milisegundos de desfase a menos de 5. Esta última característica es la que básicamente va a permitir el funcionamiento del vehículo autónomo, la monitorización de pacientes en movilidad o el vuelo automático y por instrumentos de los drones.

Las nuevas tecnologías: IoT y Big Data

También hemos podido ver pantallas de smartphones que se pliegan y como por arte de magia no se rompen, coches conectados y autónomos, y drones para el transporte de personas.

Los sensores conectados y los sistemas para el IoT son fuente nutricional del big data y he podido ver fluir datos sobre fibra óptica a 50 gigabits por segundo que parecía un auténtico cohete.

Que más se puede pedir que estar rodeado de las últimas tecnologías que existen en el mundo, y que sin duda conseguirán que nuestra vivida sea mejor y nos ayudarán a ver con optimismo el mundo que viene.